lunes, marzo 15, 2010

Italia, un feudo en el siglo XXI?

"Soy un ciudadano de Italistan.
Vivo en Milán, en un edificio construido por una constructora del primer ministro. Trabajo en esa misma ciudad en una empresa en la que el Primer Ministro es el principal accionista.
El seguro de automóvil es del Primer Ministro, como asi también mi seguro de jubilación y pensión.
Compro el periódico cuyo propietario es el Primer Ministro, o su hermano, que es lo mismo.
Mis ahorros están depositados en el banco del Primer Ministro.
A la salida de mi trabajo hago mis compras en un hipermercado del propiedad del Primer Ministro, donde compro los productos realizados por las empresas filiales de otras en las que participa el Primer Ministro.
Si decido ir al cine, voy a un Multisala del circuito de propiedad del Primer Ministro, donde veo una película producida y distribuida por una compañía del Primer Ministro, película que quizás está subvencionada con los fondos públicos concedidos por el gobierno que encabeza el Primer Ministro
Si me quedo en casa enciendo la televisión y veo los canales del Primer Ministro, sempre con decodificadores fabricados por compañías del Primer Ministro, donde las películas y series realizadas por las empresas del Primer Ministro son interrumpidas por los anuncios realizados por la agencia publicitaria del Primer Ministro. O puedo ver los otros canales de la Rai, cuyos dirigentes son designados por los parlamentarios que el Primer Ministro ha elegido.
Si no quiero ver la televisión puedo leer un libro publicado por la editorial que es propiedad del Primer Ministro.
Soy hincha del equipo de fútbol del cual es proprietario el Primer Ministro.


Es el Pimer Ministro quien garantiza la aprobación de las leyes de este país, aprobadas todas por un parlamento en el que muchos de los diputados y senadores son empleados y/o abogados del Primer Ministro.
Que “dice” gobernar en mi único interés.
¡Afortunadamente! "

Traducción de una Carta de Lectores de Repubblica del 26/02/2010 (el texto original acá)

>
Podría escribir tanto sobre la situación en Italia, pero hay tantas cosas para contar, que hasta sería dificil la elección de porqué cosa comenzar!
Esto que acaban de leer resume en modo tristisimo la realidad de este país gobernado por un grupo de títeres manejados por un prestidigitador temebroso, dueño de casi todo en este país!.

2 comentarios:

Marina dijo...

Resumen perfecto de la triste realidad politica italiana. No puedo entender como este nano maldito llegò a tener tanto poder... aveces me da la impresion que nadie va a poder revertir esta situaciòn. Espero que en estas elecciones la gente se despierte un poco!

DoriQ dijo...

Esto me hace acordar a Cuba, donde todo tiene un solo dueño. Me costaba mucho entender que todo el dinero fuera a parar al mismo bolsillo. Pero si tengo en cuenta la realidad de Cuba, y la comparo con Italia, creo que me resulta aun mas increible.